Dos menores viajaban en el coche que chocó con el de Benzema

0

El coche con el que el futbolista del Real Madrid Karim Benzema sufrió su último accidente de tráfico estaba ocupado por un adulto (el conductor) y dos menores. Así se desprende del atestado de la Guardia Civil de Tráfico, en el que se señala que fue ese vehículo el que pudo ocasionar el siniestro, al no guardar la distancia de seguridad y colisionar contra el del astro merengue. La culpa, en esta ocasión, parece que no fue del deportista.

El suceso, como adelantó ayer ABC, se produjo el viernes a las 18.50 horas en el kilómetro 1 de la M-23, una carretera que pasa junto al aeropuerto de Madrid-Barajas y la ciudad deportiva del Real Madrid, en Valdebebas.

Karim Benzemá iba con otra persona en su Audi R6 Avant, cuando un Nissan Note les dio por detrás. No se ha apreciado que hubiera exceso de velocidad, sino más bien que no se respetó la distancia de seguridad.

Ambos vehículos sufrieron daños. Por suerte, ninguno de los ocupantes presentó lesiones, aunque fueron atendidos en el lugar por los sanitarios y dados de alta allí. Se da la circunstancia de que Benzema se encuentra de baja por una lesión en la parte posterior del muslo desde el 10 de septiembre. Se esperaba que volviera a jugar la próxima semana.

Tanto el delantero francés, de 29 años, como el otro piloto fueron sometidos a la prueba de alcoholemia, que arrojó resultado negativo.

Un peligro al volante

No es, ni de lejos, el primer incidente de tráfico que tiene Benzema. En diciembre de 2009, pocos después de fichar por el Madrid, se empotró de madrugada con su Audi contra una valla y un árbol en la Urbanización La Finca (Pozuelo de Alarcón). Quedó ileso.

Días después, cuando celebraba su cumpleaños en Isla Reunión (Francia), dio un frenazo con su Porsche Carrera y el Lamborgini que le seguía se golpeó con un bordillo al dar un volantazo para evitar embestirse contra él.

También se le ha visto haciendo carreras por Ibiza y fue pillado en 2013 en la M-40 conduciendo a 216 kilómetros por hora en Pozuelo. Le pusieron de multa 18.000 euros.

La Policía Municipal de Madrid también le imputó por un delito contra la Seguridad Vial cuando en un control junto al aeropuerto le pidieron el carné de conducir y no lo llevaba.

Lo último ha sido recientemente, cuando
se grabó al volante y subió el vídeo a su cuenta de Instagram.

Source Link